lunes, julio 24, 2017

El abrazo del agua

Vuelvo a casa después de días entre la velocidad y la calma. Ha sido hermoso sentir el abrazo del agua primigenia sobre mi cuerpo y sobre ese abrazo el otro, el que logra abarcarme toda: tu abrazo, tu cuerpo. No puedo explicar la sensación inaudita de sentir tu piel bajo las aguas. Cierro los ojos y recuerdo la claridad y el ritmo. Quiero recordarte/nos así para siempre.